"Cuando el cielo quiere salvar a un hombre, le envía amor" Lao-Tse. Que el amor sea tu única guía, sin mapas, sin dogmas, sin maestros, sólo amando...
Sospecho que hoy empiezo a Ser Canción, si seco un llanto. Y la canción con alma echó a volar y desde entonces los dos, vivieron más despacio, a pesar de su tiempo y de su espacio. Y un día como lluvia, ellos caerán y mojaran todo y su misterio crecerá verde sobre el mundo" Silvio Rodriguez.

martes, 23 de octubre de 2012

El Retorno del fuego: La verdad del Amor





GEMA GALGANI
17 de Octubre del 2012

  
Yo soy GEMA GALGANI. Que la paz sea en ustedes. Me presento a ustedes como Estrella UNIDAD, instrumento del Manto Azul de la Gracia que traigo sobre ustedes. Lo que voy a expresar va a resonar con lo que había transmitido hace algún tiempo, de lo que ocurrió durante mi corta vida, sobre esta Tierra. La diferencia, es que lo que se revela, a ustedes en estos tiempos, esta Verdad del Amor que llega hasta ustedes, llegará en un momento para el conjunto de la Humanidad y no solo para algunos. Por lo tanto, voy a intentar, a través de mi presencia y de mis palabras de hacerlos entender este momento. Este momento es donde la realidad personal reencuentra la Verdad del Amor.


La realidad personal, es lo que los mantiene en el seno de vuestros Velos, y que les impide ver la Verdad en su totalidad. Es el conjunto de las circunstancias de la vida sobre la Tierra, desde vuestro nacimiento hasta este día: el conjunto de vuestras vivencias, el conjunto de vuestros pensamientos, el conjunto de vuestra historia y también vuestro estado personal del momento.


La Verdad del Amor: es el Fuego del Amor. Cuando hay, no ya simplemente las experiencias (tales como las han vivido) sino cuando el Reencuentro deviene permanente, entonces, su realidad personal se invierte. Esta es de alguna forma fundida y parece englobada, e incluso desaparece, en la Verdad del Amor.


Porque la Verdad del Amor es impersonal. No les concierne como un individuo habiendo tenido una historia, un pasado, un presente y un futuro. La Verdad del Amor es impersonal e intemporal.


Esto es lo que ha sido siempre, sin embargo no era visto no ha podido ser experimentado, solamente vivido en las ideas, en los pensamientos,  pero que para la mayoría no han estado nunca arraigadas en la realidad personal, o en las experiencias reales, en todo caso, hasta estos tiempos recientes. Éramos escasamente numerosos para dejarnos llevar por la Verdad del Amor, hasta que la naturaleza de la realidad personal desapareciera completamente.

  
Más allá de todo lo que han vivido, más allá de todas vuestras experiencias y de toda vuestra historia, lo que se realiza en vosotros sobre la Tierra, en el conjunto de este sistema solar, es justamente el final de las barreras, de las limitaciones, de las separaciones. Todo lo que les hacía considerarse como una persona muy distinta a las otras personas, una persona que podía ver objetos y otras personas, ver las historias, los adelantos, ver y observar simplemente la vida tal como ella se desarrolla sobre la Tierra.


Cuando la Verdad del Amor se hace día, para la colectividad, hay verdaderamente una irrupción de la Luz. Ésta irrupción de la Luz viene a transfigurar y disolver todas las realidades personales. Por otra parte, en los momentos donde están ya cerca de la UNIDAD, en los momentos donde viven la UNIDAD, en los momentos donde se han instalado en el Manto Azul de la Gracia, en vuestra Onda de Vida, o aún en nuestras Comuniones, se han apercibido de lo que se desarrolla en este momento. Es decir que les parece, no desaparecer sino ya no ser esta realidad personal. Porque viene a resonar con ustedes, e interactuar con ustedes otro Plan de realidad, otra Verdad, mucho más grande, mucho más Luminosa, mucho más Vibrante y Viva. Todo lo que han vivido hasta el presente (todas vuestras búsquedas, todas vuestras experiencias, como todas vuestras dudas) han hecho, de alguna manera maleable vuestra realidad personal.


Ella está aún tangible, pero cada vez menos, hasta devenir intangible y desaparecer en esta Verdad del Amor, donde ninguna persona puede ser distinguida, donde ningún objeto puede estar separado y donde, por lo tanto, todo está tan Vivo.
Pasar de la realidad personal a la Verdad del Amor, puede representar un momento gozoso, un momento extraordinario, o a la inversa quizás, un momento terrible, para la historia personal.


De la manera en la cual ustedes estén vinculados, aún a vuestra historia personal, de la manera en la cual hayan vivido (o no) vuestras experiencias de meditación, de Alineación, de plegaria, puede desarrollarse, ya en ustedes, durante este período, un presagio de este Encuentro, de este cara-a-cara. El momento de Verdad del Amor es un momento de Verdad Interior: este momento donde nada puede aparecer como una sombra, donde nada puede engañar con lo que sea o a quién sea (y sobre todo consigo mismo).


Es éste el momento que se dirige hacia ustedes. Este momento cambia por supuesto radicalmente toda realidad personal, haciéndoles descubrir y vivir la ausencia de la persona haciéndoles descubrir lo que subyace, incluso la manifestación e incluso la manifestación sobre esta Tierra donde aún están. La aproximación de la realidad personal, con la Verdad del Amor, se traduce por muchas señales, muchos síntomas (de los cuales les hemos hablado de diferentes maneras). Los cambios inducidos por la Luz que está llegando hasta ustedes, han sido de alguna manera las primicias y la prefiguración.


Desde hoy, por la Acción de MIGUEL (Ndr: intervención de este día 17 de Octubre del 2012), y por la Acción del Resplandor (o Radiación) del Ultravioleta, van a darse cuenta que existen los momentos cada vez más lúcidos (en relación al punto de donde ustedes parten, en esta Lucidez), que va a permanecer en ustedes marcado, y que va a permitirles ver claramente lo que es vuestra realidad personal: no tal como ustedes la imaginan, no tal como los otros la ven, sino tal cual es, en relación a la Verdad del Amor.


La Verdad del Amor es un Fuego: Un Fuego que alumbra, que calienta y que abre, que no encierra más nada que no limita mas nada.

 Y por supuesto, así todo lo que está considerado como personal (precisamente, en resonancia con el encerramiento y los Velos) por lo tanto va en un momento dado a disolverse en totalidad, dándoles a ver y a percibir mucho más que las experiencias de Comunión, de Fusión, de Disolución, o aún de Encuentro con nosotros.
Pero más bien de alguna manera van a Reencontrar la Eternidad. Y el Reencuentro de la Eternidad, según, yo diría, las predisposiciones de vuestra historia personal(predisposiciones que han sido hechas más adecuadas por las diferentes Vibraciones descendidas hasta ustedes y remontando ahora de la Tierra, así como la adición del Manto Azul de la Gracia), este Reencuentro es más o menos fácil, según lo que quede efectivamente en ustedes de creencias ciegas, de experiencias difíciles (todavía aún presentes por vuestra memoria, o por vuestro cuerpo). Pero recuerden que, cualquiera que sea la dificultad aparente, cualquiera que sea el sentimiento de tener que recorrer alguna cosa ardua, difícil, si dejan sus propias resistencias, si dejan vuestras creencias, si dejan todo lo que forma parte de vuestra historia (y, en particular de todo vuestro pasado) verán (y se verá muy fácilmente) a medida que dejen a la Verdad del Amor hacerse cada vez más obvia, cada vez más presente, que lo que podía parecer algunos instantes antes como difícil, arduo o delicado, devendrá sorprendentemente más gozoso y más ligero.


En definitiva, solo es el miedo a lo Desconocido, solo es el no reconocimiento inmediato de este Fuego del Amor, que puede implicar desórdenes. Pero estos desórdenes solo son temporales, que ellos toquen el cuerpo (como esto ha sido explicado) que ellos lleven a nivel de la conciencia personal una necesidad de protegerse, una aprehensión de este Desconocido. Allí también si aceptan a dar el primer paso y abrirse, entonces constatarán muy rápidamente que no es nada. Acortar este momento de distancia entre la realidad personal y la Verdad del Amor (por cualquier resistencia), puede parecer doloroso. Pero rápidamente, muy rápidamente, concientizando que en definitiva, no hay otra elección posible, que, en definitiva, lo que se desarrolla es ineludible, inexorable y tan deseado por las partes de ustedes (que son desconocidas, quizá), todo lo que pueda parecerles ser aprehensión, o sentimiento de pérdida, será reemplazado muy rápido por esta plenitud de Amor, por este Fuego, que los deleitará y abrirá lo que debe ser abierto, a fin de que nunca más sean encerrados en lo que sea o de modo alguno. Esto será un gran descubrimiento para muchos de ustedes, cuyas primicias son por supuesto, la Presencia, la Ultima Presencia y el Absoluto.


Vivir esto, es rendirse completamente a la evidencia de dejar ir todo, de no retener nada, y de penetrar y fundirse en este Amor ardiente, donde no existe ningún lugar para una interrogación, para una duda. Como se lo hemos dicho y repetido, durante numerosos meses: Estamos a vuestro lado, de ahora en adelante, en ustedes, a vuestro lado, en vuestras estructuras Vibratorias, a fin de poner fin a nuestras separaciones de conciencia. Todo esto devendrá, para ustedes cada vez más fácil.

No habrá ninguna pregunta que surgirá de cualquier devenir, ni incluso de cualquier destino porque este Fuego de Amor es tan intenso, tan Verdadero, que todo lo que es personal no puede asumir incluso resistir, en definitiva la obstrucción de la conciencia y la ceguera de lo que Son, esto los colmará. Constatarán cada vez más fácilmente que la sed de explicaciones, la sed de puntos de referencia, la sed de identificar los eventos, las personas, no tendrán para ustedes ningún sentido. Así pues, estos días previos a los cuales el Arcángel MIGUEL los ha convidado para conectarse a él y para resonar juntos, son ocasiones particulares para aproximar este Reencuentro a vuestra realidad personal, con la Verdad del Amor (Ndr: llamado particular de MIGUEL durante las Alineaciones del 17 al 31 de Octubre del 2012, presente en su intervención del 17 de Octubre).

Encontrar lo que resta en ustedes, de personalidad, de fuego del ego, de insuficiencia y de carencia, con lo que está Completo, Total y Liberado, puede ser una Gran Fiesta.

Esto, de alguna manera, conducirá al colectivo de la humanidad a vivir lo que LA FUENTE ha llamado el Juramento y la Promesa, y también para vivir, en definitiva, vuestra aparición, en la Eternidad.






Solo la antigua conciencia (la de ser una persona precisamente, privada de ciertas cosas esenciales, o colmada por las alegrías de la vida) les parecerá como alejarse, desaparecer, como un recuerdo que deviene borroso, como una herida que se ha atenuado con el tiempo y que cicatriza, hasta hacer olvidar la herida, hasta olvidar incluso el sentido de ser una persona. Esto no son ustedes quien lo deciden (porque si fueran ustedes quien lo deciden, sería una negativa) pero es la Luz quien se los trae.


La Radiación del Ultravioleta recupera el vigor. La magnitud de la radiación de la Tierra resuena, ahora, mucho más allá de una noción espacial o temporal, a través de su núcleo central, con el Sol de Sirius, como si la confluencia fuera restablecida.

Más allá de los miedos legítimos, pudiendo existir, hay sobre todo grandes reencuentros que no dejarán lugar a ninguna duda, desde el instante donde ustedes vean claramente que la realidad personal está reemplazada por la Verdad del Amor. No habrá necesidad de preguntarse o de cuestionarse (uno mismo o alguien) para comprender lo que viven. Y cuanto más comprendan lo que viven, más se alegrarán de vuestros Reencuentros. Recuerden que todo lo que mantengan, los retiene. Y mientras que sean retenidos por los elementos o las personas de la realidad personal (cualesquiera que ellos sean) quedan todavía algunos pasos a franquear para vivir la Verdad del Amor. Pero no conciban ni inquietud, ni perturbaciones. Porque lo que viene, una vez más, es totalmente natural, y yo diría (incluso si lo han olvidado) totalmente inscrito, ya, allí donde están, incluso en vuestra realidad personal.

Lo que está por vivir (más allá de las palabras de Liberación, más allá de las palabras Ascensión o Translación Dimensional), este Retorno del Fuego, del Fuego del Amor y de la Verdad del Amor, es una restitución.

Desde el instante donde dejen lo que pueda permanecer dándoles la impresión de ser poseedores de estas heridas, de esta historia, constatarán, con alegría, que solo devienen un Corazón, y un Amor desbordante, inconmensurable con todas las alegrías que habrían podido conocer en vuestra vida, en vuestra realidad personal.

Lo que puede ser la expresión de lo opuesto de la Verdad del Amor, solo serán las resistencias y las oposiciones residuales, debido a las creencias de ciertos grupos, de ciertos países, de ciertas culturas. Pero recuerden lo que dijo el Arcángel JOPHIEL (aquí hace 4 años): él les habló de las diferentes Obras, y les había anunciado que esta sublimación de la realidad personal, comenzaría por la Obra al amarillo, en los países amarillos. El les explicó todo esto. Y es muy exactamente lo que se desarrolla. La Venida de MIGUEL, su Desmultiplicación como Signo Celestial, va a facilitar grandemente (por la ruptura del pericardio, por la apertura de las últimas estructuras que no eran permeables) en ustedes, esta alegría, que, una vez más, es sin sentido, sin sujeto, sino simplemente, el Estado Real, nuestra Naturaleza Real (muy lejos de toda realidad personal).

La Verdad del Amor no puede ser afectada por lo que sea, que sea distinto del Amor, que sea distinto de la Verdad. Vivir esto, es mucho más que la Beatitud o el Éxtasis, es mucho más que ser recorrido por la Onda de Vida, o vivir el Fuego del Corazón: es la desaparición de todos los puntos de referencia, de todos los sentidos.

Es el momento donde recobran ustedes, finalmente, el sentido Real, de lo que Son, el sentido Real de Hijo de Luz y de Hijo Ardiente del Sol.


Más allá de poner fin a todas las dudas y a todas las interrogaciones, todas las cuestiones, esto hará crecer en ustedes, la Flama de la Eternidad, la Flama de la Belleza, donde todo solo es Amor, sin condiciones, sin pretextos, sin vínculos, sin apegos. Les hemos hablado de Transparencia.

Constatarán que la Transparencia no es una palabra vana, sino que ella es la Naturaleza misma de un cuerpo de Luz, como de un cuerpo de cristal, como de todo otro cuerpo (incluso más allá de una forma antropomórfica). Realizar esto, Es la Verdad del Juramento y de la Promesa.


Cualquiera que sea el alejamiento (que vuestras historias personales les han hecho tomar) de esta Verdad de Amor que Somos, no hay que considerar distancia, no hay que considerar separación con esta Verdad, sino simplemente acoger, y abandonarse.

Darse cuenta que, en la Verdad de Amor, no hay nada que mantener, nada que defender, solo hay que Ser esta famosa Transparencia. La Transparencia, incluso total de la conciencia, en la Ultima Presencia, como en el Absoluto. No desaparece en la Verdad del Amor. Es esto lo que está para vivirse. Esto es lo que les será anunciado. Esta preparación (ya que es una) que, una vez más, no es un trabajo: es, de alguna manera, habituarse a acoger, habituarse a Abandonar, habituarse a Ser. Prepararse a no hacer nada, en relación a este proceso (no en relación a la vida, por supuesto).

No podrán tener ninguna duda, sobre los momentos, cuando ellos lleguen, sobre ésta Verdad del Amor porque ésta será (lo que sea que se exprese en ese momento, en vuestra historia personal) de tal evidencia, de tal reconocimiento, que lo que era Desconocido, devendrá vuestra nueva Naturaleza, la cual, jamás ha desaparecido.

Ella estaba simplemente del otro lado del Velo, de un Velo tan impermeable que es esto lo que ha sido responsable de una historia personal, de una separación, y de una búsqueda permanente del Amor y del bienestar. La Verdad del Amor no es ni una encuesta, ni una búsqueda de bienestar porque todo está ahí (Contrariamente a vuestra historia personal).

El período que se abre por la Presencia y la Radiación Fortalecidas del Arcángel MIGUEL, tendrá los efectos, por supuesto, sobre esta aproximación.

Cualesquiera que sean los eventos Vibratorios a los cuales estén habituados (o que se presentarán a ustedes), constatarán, fácilmente la intensificación, el crecimiento, de los mecanismos que están en obra entre ustedes. Es en estos momentos que es necesario mantenerse Tranquilos, estar instalados en el AQUÍ y AHORA, en la ATENCIÓN, pero que esta ATENCIÓN no devenga más dirigida sobre lo que pasa sino más bien en la Vibración, ella misma, de esta Verdad del Amor.

Recuerden que estamos ahora, a nivel de la posibilidad de percepción, y no en la Realidad Interior (ya que les hemos dicho que estamos ya en ustedes de toda Eternidad) pero, precisamente, en esta zona de contacto, en esta franja de interferencias, entre vuestra historia personal y la Verdad del Amor, ustedes encontrarán todo lo que sea necesario.

Hay simplemente que dejar Ser, y que dejar hacer. Hay simplemente que decir “si” a la superposición (la absorción, si puedo decir) de la historia personal que es vuestra con la verdad del Amor, que es vuestra pero mucho más allá, devendrá más que evidente. Por supuesto, no estarán todos en la misma sincronía porque, incluso sobre la Tierra hay numerosas moradas, numerosos continentes. Hay por supuesto una sola humanidad, incluso si es de su propia libertad, dividirse, porque es la libertad de cada uno.

En un momento dado, todo esto solo podrá ya ser sincrónico y colectivo. Entonces, en este momento, es el conjunto de realidades personales (en su interacción: el tejido matricial), que desaparecerán, sin ninguna dificultad. Todo depende, una vez más, únicamente de vuestras resistencias, de vuestra mirada, y de lo que pueda quedar en ustedes, de las diferentes formas de apegos.

Entonces, los invitamos a esta Paz, a esta Alegría. Porque la mayor parte de las Estrellas que les han contado de alguna manera su historia personal y su Reencuentro con la Verdad del Amor, les han descrito (sin excepción), este Fuego ardiente de Amor, que nos ha hecho pedir a la mayoría de nosotros, en nuestra historia personal, de no dejarnos languidecer en la separación, de adentrarnos en este Fuego de Amor.

Y sin adelantarme mucho, puedo decirles que muchos (que ustedes que se han instalado en los procesos Vibratorios, descubrirán simplemente de diferentes maneras lo que se juega sobre la Tierra) Ustedes también, en un momento dado, se quemarán con este Amor, con esta necesidad Vital de Estar, finalmente en casa. Los pocos elementos que vine a darles, solo son algunas palabras, algunas Vibraciones que les doy, que anuncian también a nuestra manera, lo que MARIA vendrá a decirles llegado el momento.

Finalmente, desearía decirles que la Gracia y la Inteligencia del Amor no son una palabra en vano, ni una idea, sino mas bien, concretamente, los elementos activos (incluso en vuestra historia personal). Y si acogen, si asumen, que esta puede ser la estricta verdad, entonces habrán dado un gran paso hacia la Verdad del Amor, no como una creencia, no como una esperanza, sino simplemente como la eventualidad de una elección, con sus consecuencias bien reales y concretas. Pero lo constatarán muy pronto. No tengo otra cosa que decirles. Si, para ustedes, a través de lo que vine a hacerlos entender, hay los cuestionamientos (únicamente en relación a esto) y si puedo aportar alguna cosa complementaria, entonces, los escucho.


No tenemos más preguntas, les agradecemos.


Entonces, permanezcamos juntos aún algunos minutos de vuestro tiempo, en este estado.


...Compartir del Don de la gracia...


Pongo sobre vuestras espaldas, el Manto de la Gracia. Soy vuestra Hermana GEMA GALGANI. Con todo el Amor que somos, les digo hasta pronto.


Protocolo de las 12 Estrellas de María





Canalizado por: Jean Luc Ayoun
Transcripción: Véronique Loriot
Traducción: Odilia Riverahttp://mensajes-del-espiritu.blogspot.com


http://mensajes-del-espiritu-2010.blogspot.com


1 comentario:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar